Categorías
Series y películas

Servant Temporada 2 Episodio 2 Resumen y final, explicado

La segunda temporada de ‘Servant’ nos ha llegado, llevando adelante la historia de la búsqueda de los Turner para encontrar a su bebé. La temporada 1 termina en un suspenso donde encontramos que Jericho ha desaparecido junto con Leanne, la niñera que Dorothy contrata para su hijo. Los extraños sucesos cubiertos de un misterio que nos hace morder las uñas nos mantienen ocupados y nos sumergen en la terrible experiencia de la paternidad. La perspectiva cínica de Julian equilibra el desconcierto de la narrativa, creando así suspenso que estamos ansiosos por desentrañar.

El primer episodio establece que tanto Dorothy como Sean están perturbados por las misteriosas desapariciones y quieren profundizar en la asociación del culto de May Markham con su familia. Aunque el bebé que reemplaza al muñeco de terapia no es de ellos, el apego es visible y el segundo episodio reúne las pistas para explorar la situación de la familia. Si tiene curiosidad acerca de los detalles, siga leyendo. SPOILERS ADELANTE.

Servant Temporada 2 Episodio 2 Resumen

Los sucesos entristecen a Dorothy, y pasa su tiempo viendo videos de Jericho y la inquietante flagelación en la comuna de Markham. Ella puede sentir un vínculo con el bebé y teme su situación bajo la custodia de sus presuntos secuestradores. Julian intenta apaciguar a Dorothy, pero su proceso de pensamiento racionalista no le va bien. Llega un paquete que contiene un traje espacial que Julian ordena para el bautismo de Jericho. Dorothy cuestiona sus elecciones y lo tilda de ateo.

Mientras tanto, el investigador privado Roscoe regresa a la casa de Sean y pide algo de comida. Está visiblemente desorientado desde la última vez que lo vimos en compañía de Markham y su culto. Roscoe parece haber perdido la noción del tiempo porque todavía cree que es lunes, el día del bautismo de Jericó. En esencia, no tiene la memoria de los últimos tres días. Julian está molesto por esto, pero Sean intenta sacarle la memoria a Roscoe llamando a Natalie. Natalie hipnotiza a Roscoe, y bajo la bruma, Roscoe murmura algunos detalles sobre su interacción con el culto. Dorothy, por otro lado, va a su lugar de trabajo y llama a Leanne en vivo por televisión.

Final del episodio 2 de la temporada 2 de Servant: ¿Qué significa la llamada de Leanne?

Después de que Dorothy se acerca a Leanne a través de la televisión, Sean recibe una llamada de ella. Leanne pregunta por qué Dorothy la estaba buscando y que Sean le diga lo que ha hecho. La llamada de Leanne hace evidente que todavía está al tanto de la familia Turner. Tan pronto como se atiende su llamada, vemos algunos sucesos extraños en el baño donde la ducha se detiene siniestramente. La extraña situación explica que la conexión de Leanne con Dorothy sigue siendo fuerte y funciona a un nivel paranormal.

Leanne parece estar obsesionada con el descuido de Dorothy en el pasado que lleva a la muerte de su primogénito. Dadas las extrañas formas del culto, del que Leanne forma parte, la desaparición del bebé podría interpretarse como un camino hacia la purga de Dorothy. El hecho molesto es que Dorothy no elige el camino fuera de su propia agencia; en cambio, se le impone a ella. Incluso entonces, el misterio del bebé que reemplaza al muñeco sigue sin resolverse. Para recordar un poco, el colapso de Leanne al conocer la verdad del hijo de Dorothy tiene un significado mayor dada la dirección que toma el episodio 2.

Si lo leemos especulativamente, la desaparición de Leanne y la llamada posterior podrían ser una prueba iniciada por ella. La secuencia de flagelación del episodio 2 aclara que el culto propaga una forma de autolesión que conduce a la salvación. La terrible experiencia que atraviesa Dorothy indica este método de redención perpetrado por Leanne y el culto. Obligada a revivir su culpa, Dorothy se desespera cada vez más por encontrar a su hijo.

¿Qué le pasa a Roscoe?

Un momento revelador del episodio es donde encontramos a Roscoe explicando su experiencia con el culto, aunque bajo hipnosis. A partir de sus revelaciones, encontramos que atraviesa una terrible experiencia en la que aparentemente le han lavado el cerebro. Cuando se le pregunta por el bebé, Roscoe responde que le han sacado los ojos en un extraño acto ritual. Aunque es impactante, no se puede determinar la veracidad de los detalles.

Julian, siendo el pragmático, se niega a creer en Roscoe. Está establecido que el culto influyó en Roscoe, pero su recuento parece un poco dudoso. Sin embargo, queda claro que Leanne está con la comuna, y hay una maquinación oculta aún por revelar. El trauma de Roscoe subraya los métodos oscuros de la secta: destruyen la mente de una persona hasta que se logra su objetivo. De hecho, hay un indicio de lo paranormal, pero aún no se ha revelado.

¿Cómo afrontan Julian y Sean los acontecimientos?

La disposición de Julian cambia ligeramente después de la interacción con Roscoe. Se esfuerza por anular la hipnosis, pero es evidente que está preocupado por el bebé. Sin saberlo, se ha convertido en parte de toda la situación desde donde no puede dar marcha atrás. En la superficie, puede parecer que sus acciones se deben a los dolores de Dorothy, pero en el fondo, él se preocupa por el bebé. El traje de astronauta que le da a Jericho para su bautismo puede ser demasiado descabellado, pero es un regalo que surge de un pensamiento consciente revelado en la escena cuando habla de su fascinación por el espacio exterior.

Sean se esfuerza por situarse dentro de los acontecimientos, pero un terror oculto acecha dentro de él: el terror de perder a su hijo de nuevo. Al final del episodio, la cámara se desplaza directamente desde el interior de la casa hacia el exterior, con Sean enfocado. Quizás sea un símbolo de la desesperación de Sean con la que está lidiando, pero ciertos eventos lo empujan de regreso a la dura realidad de la desesperación. El episodio 2 dice mucho sobre los cambios en los personajes, y queda por ver qué tan bien se desarrolla el suspenso.